Algo está podrido en la casa de Isaac /Reacción de los padres – I Parte

11/08/2019

Algo está podrido en la casa de Isaac /Reacción de los padres – I Parte

Predicador:
Passage: Génesis 27:1-17, Proverbios 19:21
Tipo De Servicio:

Pastor Todd nos comparte a través de la Biblia sobre la historia de la familia de Isaac (el hijo prometido, que Dios escogió), una familia rota. Los 4 miembros, la familia de Isaac se están engañando los unos a los otros.

Hay una llave que viene desde Génesis 25:23, “...dos pueblos serán divididos desde tus entrañas...Aquí vemos la profecía (promesa) que Dios le da a Rebeca:

1. Primero Dios habló estas palabras a Rebeca, quien estaba embarazada- ella pensaba que estaba embarazada de un solo niño y va al Señor a preguntarle el por qué se sentía mal y Dios le dice que no solo tenía un niño en su vientre,  sino que eran dos. Esau y Jacob ya estaban batallando en su vientre.

2. El le dijo lo que iba a pasar: el mayor servirá al menor

Veremos la reacción de la familia

1. REACCIÓN DE LOS PADRES - En el antiguo testamento los privilegios del hermano mayor, del primogénito -era muy importante; creían que se le tenía que dar todo al hijo mayor. Si el padre moría se le daba al hijo mayor la herencia y responsabilidad. Sería quien gobernaría toda la casa. Sin embargo, Dios dijo el mayor seguirá al menor. El menor recibirá bendición, herencia. Dios puso todo eso que creía la sociedad antigua patas para arriba.¿Por que será que Dios hizo esto? Paso igual con Isaac e Ismael. Luego usa a Jose para liberar a Israel. Dios escogió a David, hijo menor de Isaí; así que vemos esta situación en las escrituras vez tras vez. Dios hace esto xq no de trata del orden de nacimiento, ni las costumbres de este mundo. Se trata simplemente de "a quien escoge Dios". Jacob era físicamente más débil que Esaú y era tan pecaminoso como él. Dios lo escoge basado solamente en su gracia. Los padres fueron los que ocasionaron el mayor problema, sus decisiones y lo que le dijeron a sus hijos formó este enredo. Génesis 27:1-4

    • Reacción de Isaac - Quizás pensemos que en esta historia Isaac era el más inocente, pero el sabía lo que estaba haciendo ( estaba forzando que sucediera algo antes de tiempo), seguramente Rebeca le había contado la profecía , probablemente toda la familia lo sabía. Esta era una familia extremadamente disfuncional, con muchos secretos, favoritismos, divisiones y siempre se salían con la suya.
    • Reacción de Rebeca - Estaba escuchando una conversación que no era de ella y empezó a actuar, llama a Jacob y le dice lo que harán: la trama del engaño y de hacerlo pasar ante su padre como Esau, su hermano para que recibiera la bendición. Rebeca diseñó todo este plan, todo este engaño. Pensaríamos que ella estaba tratando de cumplir la promesa de Dios. Pero en realidad ella no confío en Dios y que la cumpliría a su manera y en su tiempo. Ella trató de hacerlo por sus  propias fuerzas. Muchas veces nosotros hacemos lo mismo, creemos la promesa, pero queremos que se haga enseguida y empezamos a manipular el tiempo o tratamos de forzarlo a nuestra manera. Lo que Dios prometió que sucedería sucedió. El mayor serviría al menor. Rebeca pensó que Isaac tendría la capacidad de cambiar esta promesa si bendecía a Esaú. El problema de Isaac y Rebeca era que ellos querían cumplir la promesa a su manera, no era que no la creyeran o no la conocieran.

Proverbios 19:21 "muchos pensamientos hay en el corazón del hombre más el consejo de Jehová permanecerá ..."

Desafío:

1. Desafiar esto en mi vida. Tomar papel y pluma y anotar en la parte superior, en dos columnas, en una el consejo de Dios en la otra mis planes. Hacerlo en cada área de mi vida: mi familia, mi negocio, carrera, el dar, mi sexualidad, mis relaciones.

2. ¿Si no sé con certeza cuál el plan De Dios para mi vida? o ¿Cómo lograrlo de acuerdo a lo que Dios quiere? debo buscar una dirección, un guía. ( puedo hablarlo, por ejemplo con los pastores).

3. Entender que la promesa de Dios se cumplirá en el tiempo, lugar, manera que Él quiere. Sólo debemos confiar y esperarlo a Él.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *