La caída de la humanidad – I Parte

29/04/2018

La caída de la humanidad – I Parte

Pastor Todd, nos comparte a través de la Biblia sobre "La caída de la humanidad" en la serie de "Demostraciones y declaraciones de Génesis"

¿Qué sucede realmente en este capítulo? Empezaremos a ver la tragedia original de la humanidad.

Errores que cometemos al tratar de entender este pasaje:

  1. Lo tomamos como una alegoría, una historia, un cuento. Génesis es historia, algo que verdaderamente ocurrió.
  2. Fallamos en ver la seriedad del pecado (por eso no logramos entender el castigo de Dios y hasta pensamos que el castigo fue demasiado.) Romanos 5 nos dice que a través de Adán el pecado entró a toda la humanidad y esto ocurre aquí en Genesis 3. Pensamos porque toda la humanidad cayó en pecado solo por una fruta que se comió en el jardín de Edén
  3. Otra lucha que tenemos es la critica que escuchamos constantemente de los no creyentes. Dicen que Dios causó la situación pues creó el jardín y dentro de el puso este árbol y que sabía que ellos pecarían.

Dios es la persona contra la cual se pecó, hubo un crimen que se cometió de alta traición en contra de Dios.

Comencemos observando:

  1. La serpiente – Dios no tienta a nadie a hacer el mal, la serpiente lo hizo (Génesis 3:1-6). Dios creó a la serpiente
  2. ¿En serio la Biblia dice que mentir está mal en todas las circunstancias? Siempre hay una duda. La palabrea de Dios era ese mandamiento y Satanás vino para tentarles en ese único mandamiento y planta la duda en la mente de ellos.

Veremos las dos perspectivas

  1. Lo que dice la serpiente ….En serio la Biblia dice eso…? Y luego le dije directamente “ustedes no morirán”. Dios dijo que morirían si comían del fruto pero yo les digo que no morirán. El desafía completamente la verdad, planta una mentira y les ofrece una recompensa de que serán como Dios. Este es el mismo ser que en el cielo decía que quería ser más alto que Dios
  2. Lo que dice Eva – Eva ve el árbol que es bonito, con fruto apetecible que le puede dar sabiduría y ser como Dios, así que sin pensarlo lo toma y le da a su marido. Ella dudó la verdad de Dios, creyó la mentira y obviamente Adán también. Ella creyó en una promesa falsa que este pecado le daría. Dudó, creyó en la mentira y cree en la promesa falsa. El pecado siempre promete recompensas que no se pueden cumplir.
  1. Veamos la respuesta de Eva y el pecado en sí mismo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *