Algo está podrido en la casa de Isaac / Reacción de Jacob – II Parte

18/08/2019

Algo está podrido en la casa de Isaac / Reacción de Jacob – II Parte

Predicador:
Passage: Génesis 27:12-35, Romanos 9:10-13
Tipo De Servicio:

Continuamos con la historia de la familia de Isaac y la reacción de cada uno de ellos ante la promesa de Dios y el hecho de que el menor serviría al mayor.

2. REACCIÓN DE JACOB - Jacob en estos versículos es la figura principal. Su nombre significa engañador. En ese momento no era un jovencito, tenia 70 años, era un adulto mayor. Tomaba sus propias decisiones, no debería depender de que su madre las tomara por él.

Jacob solamente protestó por temor a que su padre se diera cuenta del engaño y lo atrapara. Él no creía que estaba mal hacerle eso a su padre, pensaba solamente en que sería maldecido por su padre si se daba cuenta y su mamá le dice que si fuese así, ella recibiría la maldición y lo anima. Empiezan con su plan de mentiras:

  • Primera mentira - es Esaú tu hijo, aún cuando Isaac reconoce la voz como la de Jacob
  • Segunda mentira - Su padre le pregunta ¿cómo había hecho la comida tan rápido? Aquí Jacob alcanza un nuevo nivel de bajeza.y le dice "el Señor tu Dios me concedió el éxito". Era evidente que Jacob no tenía en ese momento una relación con Dios y no conocía las razones verdaderas de esta bendición. Ambos hermanos estaban enfocados en las bendiciones materiales y no en las espirituales.

Isaac bendice a Jacob. Esto iba a suceder de igual forma. Ya Dios había dicho que el mayor serviría al menor. Aún así, Jacob continuó con su plan de engañar.

¿Con quién me identifico yo en este pasaje? Tendemos a vernos como el héroe. Pero aquí no hay héroes. El único héroe es Dios. Todos los hombres escogidos por Dios lidiaban con algún tipo de pecado. ¿Porque Dios los escogió? La pregunta es: ¿Soy yo como alguno de ellos? ¿Soy como Jacob? Dios los escogió para mostrar su gracia. Ellos no son peores que todos nosotros, son iguales a nosotros. Son ejemplos de toda la humanidad. (Romanos 9:10-13). Dios escogió a Jacob, no porque fuera bueno o mejor que los otros, si hizo algo bueno o malo. Fue únicamente por elección de Dios. Lo que vemos en Jacob es un ejemplo de todos nosotros, de toda la humanidad.

Debo hacerme la pregunta: ¿Cómo respondería yo, si hubiese estado en la situación de Jacob? ¿De Abraham? ¿Conozco que pecados emanaría si estuviera en esas situaciones? En situaciones extremas o cuando tenemos vidas en peligro,  vamos a emanar el verdadero carácter. Vemos que es parte del propósito de Dios que pasemos por situaciones difíciles para que podamos exponer lo que está dentro de nuestros corazones y así Dios pueda transformar nuestras vidas.

El corazón es perverso y engañador. Siempre busca como justificarnos. Otros pueden tener motivos engañosos pero muchas veces pensamos que nosotros no y juzgamos a los demás.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *